Chaminade y la Iglesia confesante
1792-1797

burdeos_1

Burdeos, la tercera ciudad de Chaminade

La primera fue Perigueux (donde nació), la segunda, Mussidan (donde se formó, educó, y evangelizó: colegio San Carlos). Y ahora, al promulgarse la Constitución civil del clero (24 agosto 1790), que Luis y Guillermo José Chaminade han rechazado en Mussidan (9 enero 1791), ambos deben dejar ese pueblo de sus amores y desvelos, donde se han hecho tan populares y tanto bien han hecho (Juan Bautista había muerto en enero de 1790). Luis, tras un breve tiempo entre Mussidan y Perigueux deja Francia y se exilia en España (País Vasco, Orense y Zaragoza). Pero Guillermo José decide trasladarse a Burdeos, donde llega el 5 de enero de 1792. Burdeos es una gran ciudad, la más importante del sudoeste francés. Con una intensa actividad vitivinícola (el marco del “Burdeos”), portuaria y con una larga y fluctuante historia: desde la época romana, pasando por invasiones (musulmanas, normandas), bajo dominio de los duques gascones y luego de los reyes ingleses (1154-1453; una de las épocas de más florecimiento para la ciudad), y finalmente bajo los reyes de Francia. Es en el siglo XVIII cuando Burdeos llega a su auge, con la prosperidad comercial y la flamante política urbanística, que la convierten en una de las ciudades más bellas del país. Participó muy activamente en el comercio de esclavos en Francia y sufrió en la Revolución por la tensión entre los girondinos y París. En el momento de llegar Chaminade tiene unos 100.000 habitantes. Hoy tiene 235.000 en la ciudad histórica y 750.000 habitantes en el Gran Burdeos (2007). Es la novena ciudad de Francia. Perdió población tras la Revolución y aunque luego se recuperó, volvió a descender demográficamente en la segunda mitad del siglo XX.

En la foto anterior, puesta de sol en Burdeos, tomada desde el otro lado del Garona, frente a las dársenas y plaza de la Bolsa; a la izquierda las agujas de la Puerta Cailhu y de la catedral. En las dos imágenes siguientes: un grabado de Burdeos de 1830, donde se aprecia: a la izquierda elGarona, surcado por barcos veleros (Burdeos es un gran puerto fluvial, como lo es Sevilla, como lo fue Zaragoza en siglos pasados); lindando con el río, la gran explanada de Quinconces (tras haberse derribado el Castillo Trompette); justo en el centro, la iglesia de San Michel, y a la derecha, la catedral. En la foto siguiente, una vista del puente de piedra, construido en 1820, con la flecha gótica de San Michel al fondo.

burdeos_3

El estallido de la Revolución en la ciudad

El comienzo de la Revolución (1789-90), con su sucesión vertiginosa de acontecimientos, lo habían vivido los Chaminade en Mussidan: 20 junio de 1789, “juramento del juego de la pelota” o constitución de Asamblea nacional; 14 de julio, toma de la Bastilla; 27 de agosto, “Declaración de los derechos del hombre y del ciudadano”; 2 de noviembre, nacionalización de los bienes de la Iglesia; 13 de febrero de 1790, supresión de la Vida Religiosa en Francia. La Constitución civil del clero (reforma de la Iglesia francesa desde el poder político) ha sido la puntilla. Una ley que tenía aspectos muy positivos, pero que finalmente sometía abusivamente la vida religiosa al Estado, provocando la pérdida de la libertad de la Iglesia.

Guillermo José pasa 1792 entre sobresaltos y tranquilidad relativa. Viaja incluso a Perigueux para una reunión de familia, en la que se decide trasladar a su padres a Burdeos. Guillermo José empieza a buscar una vivienda para ellos, y en la primavera ya se instalan en la ciudad, en una casa a las afueras (San Lorenzo). El 20 de septiembre se disuelve la Asamblea legislativa en París, se instala la 1ª Convención y se destituye al rey. La Revolución se acelera. Pero ya antes, en julio, en las fiestas revolucionarias de Burdeos, se asesina a Langoiran, vicario general de la diócesis. Chaminade recoge de la calle el breviario ensangrentado de su amigo y compañero, quien le había ayudado para comprar la casa de sus padres en la ciudad. Llega el fatídico año 1793: El rey es ejecutado el 21 de enero, y el 2 de junio los jacobinos se hacen con el poder:Robespierre inicia el “Terror revolucionario”. En octubre el comisario Lacombe lleva el Terror a Burdeos:

En las fotos siguientes: 1.La Puerta Dijeaux, en la Plaza Gambetta de Burdeos (en aquellos años, Plaza de la Nación), señala el lugar donde se instaló la guillotina y fueron ejecutados los resistentes a la revolución y los testigos de la fe. Conservamos unas palabras de Teresa de Lamourous sobre la plaza: “En este lugar se debe guardar silencio y orar: estamos atravesando una plaza enrojecida por la sangre de los mártires” (citado por Simler. cap 4). 2. Una pintada en una pared del Burdeos actual, con una frase firmada por Robespierre, quiere subrayar lapermanencia de aquella revolución de 1789: “No creo que la revolución haya terminado”. ¡Francia sigue con la revolución en el corazón de muchos! La pena es que se invoque lo peor de una revolución: el Terror y la violencia.

El martirio de la Iglesia: seglares, sacerdotes y religiosas/os, testigos de la fe

La Iglesia francesa sufrió mucho, especialmente con las leyes que suprimieron los votos y las comunidades religiosas. Estas tensiones sobre la Vida Religiosa ya venían de lejos, llegándose incluso a medidas espectaculares, como la supresión de la Compañía de Jesús en la misma Iglesia (1773). Pero ahora ya no son medidas legislativas o administrativas, sino la persecución y eliminación de las personas, por defender la fe y la vida eclesial. La ejecución de las 16 carmelitas de Compiegne, guillotinadas en París (17 julio 1794), es la historia martirial más famosa de la revolución francesa, popularizada gracias a la obra de la novelista Gertrud von Le Fort (“La última en el cadalso”; inspirada en las declaraciones de la única superviviente, la madre María de la Encarnación) y sobre todo de la obra teatral de Bernanos“Diálogo de carmelitas”En las imágenes siguientes: la pintura de la beatificación de las mártires (1906), y una escena de la ópera de Poulenc, inspirada en Bernanos. En Burdeos murieron en la guillotina unos 100 sacerdotes, religiosos o seglares por motivos religiosos (y casi 200 por motivos políticos) y los ejecutados fuera de la guillotina por los milicianos (Langoiran).

burdeos_6_carmelites_compiegne

burdeos_7_carmelites_compiegne

El Burdeos chaminadiano en los años revolucionarios

La vida de Guillermo José Chaminade en el Burdeos del Terror es una de las etapas más divulgadas y a la vez más dificil de documentar, ya que se mezclan los datos históricos ciertos con las anécdotas. Está claro que Chaminade vivió esos años 1793-94 del Terror, actuando clandestinamente para ayudar a la Iglesia confesante o perseguida. Pero lo que no sabemos es datar y confirmar el lugar exacto de su vivienda (probablemente cambiaría muchas veces de sitio), de su ministerio sacerdotal, y de algunas “escenas o leyendas”. Tenemos afirmaciones del fundador y de personas de aquellos años con las que se han construido esos episodios de Chaminade en el Burdeos del Terror. El núcleo de las “escenas” debe ser cierto evidentemente, pero no hay manera de asegurar los “escenarios”. De todas formas Afortunadamente tenemos un lugar tan seguro que todavía hoy está señalado públicamente “in situ” para los bordeleses y los que vayan por allí (Oratorio de Santa Eulalia) . El mapa siguiente puede ayudar a pensar cómo sería la vida de Chaminade en esos años revolucionarios. En amarillo están señalados algunos lugares significativos de la ciudad; y en rojo algunos enclaves que se pueden dar como ciertos de su vida y su ministerio. En ese momento hay muchos “oratorios” o casas particulares en Burdeos, donde clandestinamente se reune la iglesia confesante (antiguas comunidades religiosas jurídicamente disueltas, sacerdotes, seglares), para orar, compartir o celebrar los sacramentos. Son lugares también para organizar la asistencia y la caridad.

burdeos_8_plano

Una iglesia dividida, la resistencia perseguida, la planificación clandestina

Empezamos por señalar, dos calles, que nos hablan de su vivienda y su trabajo en la dócesis: En la calle Dabadie tenía Chaminade inscrito su domicilio legal. ¿Vivió realmente en esa casa? Desde luego no lo consiguieron pescar allí… En la calle Des Ayres tenía su domicilio el P. José Boyer, vicario General de la dócesis; se dice que tras una trampilla había una habitación secreta en la que se reunía con sus sacerdotes para planificar la acción asistencial y misionera en la ciudad. Muy probablemente, Chaminade asistiría y colaboraría en esas reuniones clandestinas…allí o en otros lugares. Las dos fotos siguientes muestran ambas viviendas.

“San Lorenzo”

Guillermo José, con la ayuda del vicario Langoiran, compró entre 1791 y 92 una finca para sus padres, con una casita, cuando los trasladó a Burdeos. Es “San Lorenzo”. En aquel tiempo estaba a las afueras, hoy forma parte de la ciudad. Encontramos milagrosamente la casa, junto a otras edificadas posteriormente, en la calle Tondu, nº 229. La casa y finca llevaban ese nombre por una antigua capilla situada en los alrededores. Hectárea y media, con casa, bodega, jardín y viñedo. Es un lugar entrañable e histórico para la historia chaminadiana y marianista: residencia de sus padres (allí murió su madre Catalina el 10 de septiembre de 1794 y es enterrada en La Cartuja, cementerio de Burdeos; el padre murió el 4 de marzo de 1799 en Perigueux, estando G.José en Zaragoza); presumible escondite en el Terror; lugar de reuniones y retiros de los congregantes; noviciado de los hermanos de las Escuelas cristianas; lugar de nacimiento de la Compañía de María (2 octubre de 1817); y por fin, noviciado de la propia SM (1821-31). Tras la muerte del P.Chaminade la SM perdió la propiedad. En las imágenes siguientes: un dibujo recrea idealmente la finca y casa en los primeros años; la foto siguiente muestra la casa en la actualidad.

burdeos_11_san_lorenzo

Casa de los padres de Chaminade, lugar donde nació la Compañía de María

¿Sucedió aquí la escena de María Dubourg ocultando a G.José Chaminade de los revolucionarios? En todo caso aquí trabajaba María como cocinera y lavandera en casa de sus padres, y por aquí pasó él en esos años algunos momentos o días, como refugio. Pemán en “Si me quieres o me dejas”, no habla de María Dubourg, pero sitúa la escena en un taller de toneleros. Sabemos que San Lorenzo era una finca con viñedo y que Chaminade elaboró aquí un buen vino (“Haut-Brion Saint-Laurent”) y lo comercializó (aunque años más tarde, claro; ¡y pidió ayuda a Adela para venderlo en Agen!). Sabemos que los dos primeros religiosos marianistas obreros eran toneleros (BIdón y Cantau). Demasiadas casualidades. ¡En San Lorenzo hay mucha resonancia de vino (“Haced lo que Él os diga”), de martirio incruento (con María Dubourg jugándose el tipo) y de vida marianista anunciándose…! María le acompañó ya el resto de su vida, hasta su muerte en 1847.

En las fotos siguientes: 1. Entrada actual a San Lorenzo (casa a la izquierda, y jardín con viñedo al fondo); 2. Entrada antigua a San Lorenzo (1930); 3. Las imágenes de la Anunciación que el P.Chaminade compró para la casa de San Lorenzo: hoy están en la iglesia de la Magdalena (son las únicas imágenes religiosas del P.Chaminade que conservamos).

burdeos_15_san_lorenzo

Una vista aerea actual de la finca de San Lorenzo:

 

burdeos_16_san_lorenzo

Oratorio de la calle Santa Eulalia: reconciliando a sacerdotes juramentados

El 27 de julio de 1794, un golpe de estado revolucionario destituye a Robespierre, quien es detenido y guillotinado. Sucede lo mismo en Burdeos con Lacombe, con lo cual se acaba el Terror. Se promulga un decreto liberalizador para la Iglesia (21 febrero 1795): se devuelven templos, aunque solo para los sacerdotes juramentados; por tanto la Iglesia confesante solo dispone de casas particulares donde ejercer libremente el culto: son los “Oratorios”. José Boyer, el vicario, abre unos 75 en Burdeos y le encarga a Chaminade (34 años) la misión de serpenitenciario de la diócesis: reconciliar a los sacerdotes juramentados o constitucionales, que quieren adherirse a la Iglesia confesante. No era una tarea fácil, porque la Santa Sede quería asegurar la sinceridad de las retractaciones y el futuro de las comunidades parroquiales. Los archivos del arzobispado de Burdeos conservan unas 50 retractaciones firmadas por Chaminade ese año 1795. El P.Chaminade instala su vivienda y Oratorio en la calle Santa Eulalía nº14, muy cerca de la parroquia que lleva ese nombre (es el barrio donde se instalará definitivamente tras volver de Zaragoza). Hoy podemos visitar ese Oratorio, pues lo ocupa el “Centro Católico de Estudiantes” de la diócesis: calle Paul-Louis Lande, nº 28. En un descansillo de la escalera, estuvo durante años, una placa que conmemora la misión que desempeñó el P.Chaminade en la casa. Hoy esta placa está en la habitación del P.Chaminade, en la Magdalena:

“In memoriam.
En esta casa, durante la Revolución,
el siervo de Dios Guillermo José Chaminade,
fundador de la Compañía de María,
abrió su primer Oratorio,
recibió las retractaciones de los sacerdotes cismáticos,
dio retiros a las almas fieles,
formó a jóvenes cristianos
que debían ser los artífices de la restauración católica”.
1795-1797.

En la calle Paul-Louis Lande está además la casa fundacional del P.Pedro Bienvenido Noailles(fundador de la “Sagrada Familia de Burdeos”, y con el cual establecerá el P.Chaminade una gran amistad: véase una importante carta). Estamos a un paso de la Magdalena y de la casa donde vivirá ya permanentemente el P.Chaminade tras volver de Zaragoza (calle Lalande, actualmente Cours Pasteur, que se ve al fondo). Pero eso será años después… Ahora él está en el barrio, con un Burdeos todavía revolucionario, aunque más sosegado. Las dos fotos siguientes: 1. Vista de la calle Paul-Louis Lande, antigua calle Santa Eulalia (el letrero con las siglas CCE, Centro Católico de Estudiantes, señalan la casa). 2. Placa conmemorativa.

 

Con Teresa de Lamourous

Teresa Carlota de Lamourous fue la primera gran mujer en la vida de Chaminade cuando este llegó a Burdeos, y en coincidencia con el periodo revolucionario. Hija espiritual, amiga, y luego compañera de fundaciones tras la revolución. Nacio en Barsac, tierra de viñedos al sur de Burdeos. Ágora ya le ha dedicado una página especial con su BIOGRAFÍA.

burdeos_19_lamourous

burdeos_20_barsac

Barsac está muy cerca del santuario de Verdelais, con el río Garona por medio. A este templo mariano de Nuestra Señora de Verdelais peregrinó el adolescente Guillermo José, cuando curó de una herida, en tiempos de Mussidan, y prometió realizar un viaje de agradecimiento. Por eso Verdelais quedó en el corazón del fundador como lugar sagrado al que merecía volver… Estuvo interesado en encargarse del santuario, pero ese deseo no lo pudo cumplir. Hubo que esperar casi 200 años para que una comunidad marianista se instalara allí a principios del siglo XXI y se hiciera cargo de la animación espiritual de Verdelais. En las imágenes siguientes: 1. Mapa de la zona 2. Iglesia del santuario de Nuestra Señora de Verdelais.

burdeos_21_barsac_y_verdelais

burdeos_22_verdelais

No se sabe exactamente cuándo y cómo se conocieron Guillermo José y Teresa, aunque se suele situar el primer encuentro en el Oratorio de la calle Santa Eulalia (Paul-Louis Lande). Durante la revolución se puso incondicionalmente al servicio misionero del vicario José Boyer y realizó actividades arriesgadas y comprometidas. Sería este el que le aconsejó que tomara aChaminade como director espiritual, como así sucedió. Posteriormente, por ser de familia noble fue obligada a alejarse de la ciudad. Entonces se trasladó a una casa propiedad de su madre en el pueblo de Pian-Medoc, al norte de Burdeos. Allí siguió realizando una labor muy importante en favor de la Iglesia confesante.

burdeos_23_pian_medoc

En la imagen siguiente, una vista aerea del “Ermitage Lamourous”, en Pian-Medoc donde residió y a donde viajó de vez en cuando el P.Chaminade para acompañarla espiritualmente y para que ella se confesara con él. En la llamada “Casa del pastor” tendrían lugar los encuentros y celebraría la Eucaristía el P.Chaminade para la comunidad de la zona. En las imágenes siguientes: vista aerea del Ermitage, con la “Casa del pastor” y la iglesia donde reposan los restos de la Venerable María Teresa de Lamourous. Hoy las “Hermanas de la Misericordia y de María y José” son las herederas del carisma de Teresa y cuidan el “Ermitage Lamourous”.

burdeos_24_pian_medoc

Dos fotografías de la “Casa del pastor”, lugar de refugio, celebraciones y acompañamiento espiritual entre ambos fundadores.

Lamourous en Burdeos: su calle y la mesa de cocina de la “Casa del pastor” de Pian-Medoc, donde el P.Chaminade celebraba la Eucaristía, ahora en la Magdalena. Es el mueble más histórico y significativo que conservamos de su vida, precisamente de la época de la Revolución.

En 1797, Chaminade abandonará la ciudad, para marchar al exilio. Por ello, este capítulo del Burdeos revolucionario tiene su continuación en otro ya publicado anteriormente: Zaragoza.

Y en 1800, volveremos con Chaminade a Burdeos, para las fundaciones…